La importancia del juego

La importancia del juego

La importancia del juego es algo que todos, sin saber mucho de educación o crianza, creo tenemos claro.

Todos hemos jugado y deberíamos seguir jugando a lo largo de nuestra vida, porque como mejor se aprende es jugando.

Hoy, pregunté a mis amigos de El Puente Azul sobre este tema, pues como madre me interesa mucho, y ¿a ti?

La importancia del Juego

Desde la pedagogía Waldorf entienden el juego como el trabajo de la infancia; cuando un niño/a juega, trabaja.

Por eso, en su escuela El Puente Azul, cuidan especialmente el tiempo de juego, el espacio y el ambiente en el que lo hacen.

El juego en la infancia

El juego también tiene sus etapas y hoy nos invitan a detenernos en el despertar de la fantasía.

Entorno al tercer año de vida el juego va cambiando; es importante observar bien, porque el cambio es sutil.

Siguen imitando (cogen un palo, lo convierten en azada y cavan porque van a plantar lechugas, pero ahora se imaginan que son la mamá o el papá plantando esas lechugas) y también comienza a hablar en el juego.

Anterior a este momento, si imitaban, pero de forma más inconsciente. Ahora esto se da por la fuerza de la fantasía.

Cuando despierta la fantasía, el niño/a busca objetos que le ayuden a representar ese personaje (un gorro, unos guantes…), un paso más en su madurez para imitar el mundo adulto.

Jugar significa salud en la infancia.

Desde El Puente Azul cuidan el juego tanto en el Aula Maternal como en Infantil.

Deja una respuesta