La historia de Wangari Maathai

La historia de Wangari Maathai

Buenas noches! Hoy es día de libro, y el que os queremos comentar es uno que nos ha encantado en casa… llevamos una racha de historias de mujeres valientes y comprometidas… y nos encanta! En casa tenemos a dos niñas, y creemos que es muy muy importante que ellas vean que las mujeres son como los hombres y que si tienen un sueño, deben ir a por él… Además fomentar modelos en los que reflejarse, alejados de tanta princesa y famosilla de televisión, creemos que también es importante y positivo para ellas. Bueno, y si fueran niños, también sería muy positivo e importante ver que no sólo los grandes avances o personas son varones, pues si queremos una sociedad igualitaria no se trata sólo de que las mujeres luchemos por ella, sino que los hombres deben verlo normal y aceptarlo desde muy pequeños.

PLANTANDO LOS ARBOLES DE KENIA 

  • La historia de Wangari Maathai.
  • Autora: Claire A. Nivola.
  • Editorial Juventud.

Es un libro con unos dibujos preciosos que nos acerca de forma muy sencilla y fácil a la realidad de Kenia, país de Wangari Maathai, protagonista del libro. Narra como era Kenia cuando Wangari era pequeña, cuando los hombres conservaban y cuidaban la naturaleza, y cómo se la encontró cuando volvió de estudiar de Estados Unidos… una tierra árida, sin vegetación, ni esperanza para los campesinos…

Wangari tenía claro que «cuando somos conscientes de que somos parte del problema, podemos llegar a ser parte de la solución»… y por eso puso en marcha un proyecto de Plantar árboles. Enseño a las mujeres a plantarlos, a cuidarlos… y sobretodo las enseño a ser constantes, a no rendirse por duro que fuera el objetivo. Y estas mujeres, sin estudios ni ayuda de nadie, empezaron por si mismas a cambiar sus propias vidas!

Poco a poco, el proyecto se fue extendiendo por todo el país… en escuelas, cárceles, militares… Y así poco a poco, en 30 años fueron plantados treinta millones de árboles de Kenia… y lo mejor, aún se siguen plantando!

 

 

 

 

 

Deja una respuesta