Hasta siempre papá

Hasta siempre papá

Hace unos días os dije que andaría ausente por aquí y redes sociales. No tenía muchas ganas de nada, y mi corazón y cabeza sólo para mi padre.

Sé que no he sido ni seré la única en haber perdido seres queridos… desde aquí les mando a todos ellos un gran abrazo y un hombro donde llorar.

Mi padre ingresó hace casi un mes en el hospital la Princesa de Madrid, no por el maldito COVID sino por un pie diabético.

Han sido días muy duros, porque con estas circunstancias las visitas estaban hiper restringidas y en el caso de una persona mayor como mi padre pues súper difícil comunicar con él, pues el móvil y el nunca se han llevado bien.

Desgraciadamente en estos días me he dado cuenta (de nuevo) en mis propias carnes que nada ni nadie ha cambiado a pesar de esta dura situación. Ha habido enfermeros y médicos sin corazón que nos han dado un trato denigrante e inhumano… pero también debo y quiero dar las gracias a la planta de nefrología donde tanto los enfermeros como los médicos han sido super humanos y amables con nosotros… y hasta nos han permitido verle de vez en cuando!

De hecho, es con lo que me quedo. Que me he podido despedir de él, que hasta he bromeado el último día vestida de «astronauta».

De ahora en adelante, mis aplausos irán para esos médicos y enfermeras. Sobre todo para Laura y Sara que nos han dan lecciones de humanidad. Pero también tengo claro que para otros ni agua porque no han tenido ni la vergüenza de informarnos.

Mi padre mañana volverá a su adorado pueblo. Allí sé que será feliz. Ya desde ayer estará de nuevo con toda su gente y amigos… saldrá de paseo con mi niña… y fijo que no parará porque era un trabajador innato.

Normal que haya elegido el Día del Trabajador para irse, porque siempre lo ha sido.

Ha sido el mejor padre, marido y abuelo que hubiese podido tener… y aunque ahora me duela, sé que pueda sentirme orgullosa del legado que ha dejado y que hoy no llora su pérdida sólo su familia, sino un montón de gente, pues fue un gran amigo de sus amigos.

Gracias por todo papá… ahora vuela… yo siempre te llevaré en mi corazón y siempre tendré mil recuerdos a los que aferrarme cuando te extrañe, porque siempre a pesar de que estuvieras mal, has estado ahí conmigo.

Te quiero papá. Hasta siempre sr. Leandro!

Esta entrada tiene 6 comentarios

  1. Vanesa Catalá

    Qué bonito María! Hasta pronto Sr Leandro.

  2. PucelaconPeques

    Muchas gracias

  3. Esther Soler

    Te acompaño en el sentimiento. Viendo la maravillosa hija que crió, ya sé que fue un hombre bueno y por ello estoy segura que está en un lugar privilegiado en el cielo, reservado para los papás y mamás que se nos han ido prematuramente. Un beso y mucho ánimo D.E.P

  4. PucelaconPeques

    Muchísimas gracias. Pero yo muy maravillosa no creo que sea.

  5. Leticia

    Muchísimo ánimo en estos duros momentos!! Un besazo muy muy fuerte para ti y toda tu familia!!

  6. PucelaconPeques

    Muchísimas gracias

Deja una respuesta